Del Libro “La poesía que tenia olvidada ahora enramada en las prosas de algún cuento”

Foto Javier Andrade

La retorica mariposa de la noche va hacia la luz rebotando en las paredes como una borrachera sombra, el vaso con agua a medio vestir. Ella baila como una amante del suicidio, como una pertrecha escaramuza en mentiras descubiertas, sangrantes. Los sonidos del viento y los flashes del cielo aumentan la tormenta en esta primavera casi de verano, en esta siembra de inconscientes colectivos, de playas de las soledades sin domesticar. De las  fotografías que saca un amigo en la orilla junto al ancho río pulseando al inconmensurable cielo, diciéndole que él es parte del rezongo inmortal, del desafío, del gozo aire del albedrío, aunque lo que vea sea el acentuado golpe de la derrota, del desentendido eructo del mundo persuadido como un rugir de lava ardiente en una boca mal trecha…  

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: