texto del libro “La poesía que tenia olvidada ahora enramada en las prosas de algún cuento”

foto Javier Andrade

Los días sin contar, las vueltas en los vacíos de la casa. El hombre que se atreve a patear las normas de la armonía compuesta al caos bailando las flores del jardín vecino. El mundo en sus peleas de miles de muertos por televisión tragando las frías almas. Informativistas, payasos de plástico transformistas hipócritas sin rencor. “Civilización”. El barrullo de la conciencia, la disparidad, el hambre, la educación de lo básico, el respeto, las utopías, el medio ambiente. El planeta azul, el monte Everest, el desierto del Sahara, la polinesia. “Los hombres de corbata que no fueron a ensayar”. Las palabras del espíritu, las acciones de los hombres y mujer. La codicia y los necios. Las nobles y solitarios. Las causas y procesos. Las sonrisas y llantos. Las pausas y la acción. La paz y la guerra. Los derechos de los menos aunque sea más, la arrogancia de los más aunque sean menos. El desprestigio a la igualdad, el fetichismo, la falsedad de no ser uno. El sonido del viento que todo lo escucha, las múltiples historias de un mismo fin. Los placeres pasajeros, el ínfimo desapercibido espacio que somos. El existencialismo y la fuerza para estos años. La clausula que no tenemos, el error. La poca autocritica, el sol de la mañana. El sonido de los pájaros, su vuelo. La vida, el aire fresco y lo que somos. Lo que estamos destruyendo… la careta puesta.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: